Sensores inteligentes para aumentar el grado de eficiencia

 

Hasta ahora la idea que se tenía de los sensores era que actuaban sobre todo como distribuidores de información; sin embargo, los sensores inteligentes son capaces de ejecutar in situ una evaluación directa así como un postprocesamiento de los valores medidos.

Ésto simplifica la arquitectura de la solución de automatización y libera a los sistemas superiores.

Nuestros detectores de proximidad son siempre el órgano sensorial correcto a la hora de detectar, contar, medir, vigilar o posicionar objetos sólidos, líquidos o pulverulentos.

Aún más sensibilidad y la dosis correcta de inteligencia, ésto es lo que aportan nuestros detectores inteligentes de proximidad con IOLink.

Hacen converger los sensores y el controlador para formar un único sistema. Este concepto único en su género procura la máxima disponibilidad así como ausencia de errores desde la configuración hasta el cableado.

COTIZAR

Volver